24 feb. 2010

Quisiera volver a ser una niña.

Para no cargar con responsabilidades.
Para creer en el poder de la sonrisa, del abrazo, del apretón de manos, de la palabra dulce, de la verdad, de la justicia, de la paz, los sueños, de la imaginación.
Para reír, saltar, correr, gritar, para llorar sin conocer la tristeza.
Que el mundo que invento en mis juegos exista.
Quiero regresar a los tiempos donde la vida era simple. Cuando todo lo que sabía eran colores, tablas de sumar y cuentos de hadas: y eso no me molestaba, porque no sabía que no sabía y no me preocupaba por no saber. Con todo lo que sabía era feliz, porque no sabía las cosas que preocupan y molestan. Para vivir simple nuevamente y adorar las cosas simples de la vida.
Caminaría de nuevo en la playa pensando solo en la arena entre los dedos de mis pies.
Pasaría mis tardes subiendo árboles y montando en mi bicicleta hasta llegar al parque.
Para pensar que todo es posible.
Recuerdo cuando era inocente y pensaba que todo el mundo era feliz porque yo lo era.
¡Que daría por volver a ser una niña!

1 comentario:

  1. ¿Quien no quisiera volver a ser niño en esos momentos en que estas lleno de preocupaciones miedos y pensar que cuando eramos niños solo pensabamos que todo era bello?
    Duele pensar muchas veces que el hacernos grandes significa recibir más y más golpes...
    Pero esto es así, y doy gracias que sea así, amo crear mi propia libertad ahora siendo más grande... Y sabes que? Si es de niños pensar soñar y hacer las cosas que perfectamente comentaste en el escrito pues, bueno, sigamos siendo niños =)... TE AMO!! y felicitaciones por los escritos y este blog lleno de luz, ideas, imaginación, pasión y mucho amor... ~Emy~

    ResponderEliminar